Blog de EaL 2018

Día #7 (Martes 9 de enero)

RUbén Canales (San Ramón, Costa Rica)

“Hoy tengo el acento de América Latina, que es el acento de la consciencia” (04 de enero de 2018, un tico en México.)

 

Pensar en Empoderando a Latinoamérica es pensar en diversidad: reunir a naciones, culturas, contextos, pensares, luchas, ideales, en un solo país para discutir realidades de nuestra región tiene un poder destructor en nosotros; y hablo de destrucción en el reconstructivo sentido de la palabra.

 

El programa está estratégicamente diseñado para desarticularnos de todas aquellas idealizaciones preconcebidas de nuestra propia realidad, y con esto dotarnos de herramientas y una consciencia mucho más amplia primeramente sobre nosotros mismos y luego sobre nosotros dentro del esquema social general de nuestros países, y en un plano mayor de América Latina.

 

En lo personal, mi contacto con un ambiente tan diverso y rico en términos latinoamericanos había sido nulo. Con esa realidad coincidimos la mayoría de personas de nuestra región que, a pesar de compartir tantos elementos en común, tantas luchas, tantos objetivos conjuntos; no conocemos lo que sufren, lo que viven o lo que piensan aquellos con quienes compartimos el proceso histórico-social que nos configura como latinoamericanos.

 

Llegué a EaL con un objetivo implícito en particular: una búsqueda de mi identidad como latinoamericano. En realidad, las tantas veces en que me cuestioné “¿Qué es ser latinoamericano?, ¿Soy latinoamericano?”, la respuesta vagaba entre simplezas o indagaciones filosóficas que nunca me acercaron a una respuesta real y concreta. He de confesar que pasado una semana sigo en esa búsqueda personal, pero a diferencia del yo pre-EaL, cada día siento que me descubro y el rompecabezas de mi latinoamericanidad se va construyendo pieza a pieza.

 

Esta construcción es múltiple y va desde las cosas más simples como compartir cuarto con un brasileño y una brasileña, un colombiano, una peruana, una paraguaya, una salvadoreña y dos mexicanas, hasta hacer un diagnóstico en conjunto sobre la situación de los sistemas educativos en América Latina, o exponer desde mi contexto nacional problemas que compartimos en toda la región.

 

Destaco además de Empoderando a Latinoamérica, que me nos permite desarrollar las temáticas de nuestros asuntos públicos desde diferentes panoramas alejado de lo teórico-magistral, entonces es así como puedo discutir sobre derechos de las personas privadas de libertad en el taller de Literatura o sobre los procesos de represión política en Costa Rica en el taller de Lucha por las Memorias.

 

Los acentos, las jergas, las costumbres un tanto distintas se convierten plenamente en elementos de unión más que de diferenciación. Y es por eso que estoy convencido que Empoderando a Latinoamérica es mucho más que un nombre llamativo; EaL es reconstruirnos para incidir.

VideoBlog de EaL 2018

BERENICE TUXPAN (CIUDAD DE MÉXICO, MÉXICO)

¡Contáctanos!

Si deseas entrar en contacto con Empoderando Juventudes, escríbenos a equipo@empojuve.org

  • Instagram
  • Facebook
  • Twitter